El rodaje de «Ellos no pueden gritar» (Entrevista a Guillermo Martinez)

Ellos no pueden gritar (rodaje)

De la mano de la productora argentina Vindicta Films, el director Orange Cavalcante da Silva está filmando, en este preciso momento, la película «Ellos no pueden gritar». La particularidad de este proyecto es que se está trabajando intensamente, desde fines del pasado mes de diciembre de 2010, en una locación tan inusual como lo es el río Amazonas, Brasil. Para conocer más detalles acerca de este rodaje, «Terrorífilo» volvió a entrevistar al jefe de producción del filme, Guillermo Martínez, quien habló acerca de este largometraje, el primero de la productora Vindicta Films.
Ellos no pueden gritar (Rodaje)

¿Cómo se está desarrollando la filmación en el Amazonas, sitio elegido para desarrollar esta historia?
El rodaje de la película se ha desarrollado con normalidad desde el comienzo, según lo estipulado. La propia locación tiene sus «problemas» naturales, principalmente en lo que se refiere a la vegetación, la fauna y el clima, tres aspectos que se deben tener muy en cuenta a la hora de rodar y trabajar junto a un equipo tanto técnico como humano, en un lugar particular como es el Amazonas. Animales peligrosos recorren, naturalmente, el lugar, también hay plantas venenosas, plagas de insectos y tormentas.
Hay que tomar los recaudos necesarios, especialmente en el manejo del equipo técnico, debido a que la locación natural es un ambiente con barro, polvillo y vegetación, que puede dañar el equipo y a nosotros mismos.
Rodamos desde temprano hasta que comienza a oscurecer. Por lo tanto, la alta temperatura también es otro factor que influye en el trabajo del equipo, pero uno se acostumbra.
En cuanto al trabajo de los actores, los mismos son oriundos del Amazonas, así que nadie mejor que ellos para ocupar los roles, ya que recorren y conocen el lugar desde niños. Pero más allá de todos estos aspectos, rodar una película de terror en un paraíso semejante, no tiene precio, realmente.
El pueblo nos ha recibido de la mejor manera, ya esperaban nuestra llegada. El Intendente nos visitó en el rodaje y los medios de comunicación, diarios, radios y revistas, siempre han sido atentos. Los mismos vecinos del lugar nos ofrecen su apoyo y lo que necesitemos; están constantemente a nuestra disposición.
Ellos no pueden gritar (Rodaje)Ellos no pueden gritar (Rodaje)

¿Qué ha sido lo más difícil de esta filmación?
Lo más difícil han sido las extremas escenas de desnudos, violación y persecuciones. Las escenas sexuales son muy fuertes; es realmente shockeante ver tales exposiciones. Los desnudos de las actrices es un punto en el cual se trabajó bastante, desde lo psicológico hasta la interpretación. Hemos jugado constantemente entre el límite de lo establecido y la visión «cuasi-pornogore» que queda luego de rodar escenas semejantes.
Las persecuciones en la selva son otro peligro, en cuanto a la salud e integridad física de los actores, debido a la presencia de insectos y plantas venenosas, algo inevitable a la hora de filmar.
Rodar dentro del barro, a orillas del río Amazonas, generó sus problemas. El manejo de la cámara dentro de un pantano, no es para nada cómodo.

¿Qué nos puede contar en relación a la historia del filme?
La historia de «Ellos no pueden gritar» gira en torno a un joven biólogo que viaja junto a unos compañeros a la selva amazónica, en busca de hierbas medicinales para sus trabajos de investigación. A través de un guía regional, ingresan a la selva a bordo de un barco. Durante la trayectoria, el grupo de científicos encuentra a unos sujetos practicando zoofilia con un delfín de agua dulce, conocido como «boto cor-de-rosa». Los científicos aterrorizados con la situación intentan impedir el acto, sin imaginarse que sus vidas penderán de un hilo.
El filme está basado en hechos verídicos propios del Amazonas, como son la captura y matanza de delfines para confección de drogas, amuletos, rituales religiosos y zoofilia. Previamente, se rodará un prólogo, a modo de introducción, para dar a conocer al espectador cómo realmente se vive allí la situación de la zoofilia y la matanza de los delfines, exponiendo el material para que no haya ningún tipo de dudas sobre la relación de nuestra productora con esos actos, debido a que se trabajará con delfines reales.
A modo de falso documental, un aspecto fundamental, será el modo en el que mostrarán los hechos. Se verá en todo momento la cámara como «voyeur», mientras que, paralelamente, la cámara propia de los protagonistas capturará y mostrará todo lo que allí sucede, pretendiendo generar un realismo vertiginoso y misterioso, con altas dosis de suspenso y adrenalina.
Desde el inicio, tuvimos el presentimiento de que algo podría llegar a suceder, tanto desde el lado de las asociaciones ecológicas como desde el público, quien podría repudiarnos de la misma manera. Pero contamos con el apoyo de políticos del Amazonas y de la mismísima Facultad de Biología. Nosotros sabemos que desde todo punto de vista estamos actuando legalmente y mostrando lo que allí sucede, desde la ficción. No estamos metiéndonos en terreno ajeno ni violando leyes. Tenemos todo el apoyo del pueblo amazónico, el gobierno y el periodismo.
Para ellos, lo que allí sucede es una situación común, es algo cultural, que queremos mostrar a un mundo que no lo conoce y que, con razón, considera totalmente perverso. Al mismo tiempo, estaremos denunciando, desde nuestro lugar, una práctica totalmente «psicótica», que, como en toda película, se tratará desde el entretenimiento, lo cual ayudará a que el contenido se conozca y se asimile fácilmente.
Esta situación será recreada con actores capacitados y que conocen del tema. Comúnmente los delfines se encuentran a la orilla del río Amazonas, en estado de descomposición, luego de haber sido capturado por quienes luego los utilizan tanto para las relaciones sexuales como para la venta de sus órganos, la confección de amuletos o rituales. A la hora de rodar, nos hemos contactado con la Facultad de Biología, quien se encarga de rescatar los cuerpos de los delfines para su posterior estudio y cuidado. Ellos nos otorgaron el permiso y los cuerpos de los delfines para rodar las escenas de las que tanto se habla. Luego serán devueltos a su lugar, junto a los profesionales que los conservan.

Ellos no pueden gritar (Rodaje)Ellos no pueden gritar (Rodaje)

¿Nos puede contar alguna curiosidad o anécdota de este proyecto?
Hay tantas anécdotas. Una de las más interesantes es que en la ciudad corría el rumor que estábamos filmando una película porno. Otra curiosidad es que debido al éxito y masividad que logramos, un director dedicado a filmes documentales de esa zona, nos trató de «psicópatas» y dijo que «el cine de terror no era cine». Una actriz quedó totalmente knock out al ser picada por un insecto, un susto tremendo, pero luego se superó todo y pudimos seguir adelante.
También están las típicas anécdotas graciosas. Una de ellas es cuando el director, en pleno rodaje de una de las escenas, de un momento a otro desapareció de nuestra vista, ya que se hundió en la tierra, debido a que se resbaló y se cayó al agua con cámara y todo (la cámara no sufrió daños, afortunadamente). Filmar en el Amazonas, es ya una anécdota.

¿Cuándo creen que estarán finalizando el rodaje?
Lo estaremos culminando a comienzos de marzo, si no hay ningún tipo de inconveniente. Aunque podríamos llegar a terminar a fines de febrero. A veces todo se resuelve según el día y lo que hayamos avanzado. Hay días en que rodamos más de lo estipulado en el plan de rodaje.

¿Cuál será el idioma del filme?
El idioma original será el portugués, pero luego editaremos las versiones subtituladas al español y al inglés, indudablemente. Es una condición principal a la hora de presentarlo en los festivales nacionales e internacionales.

¿Ya manejan fechas de estreno o presentación al público?
El filme lo tendremos listo a mediados de 2011 y saldrá disparado a todos los festivales posibles, como el Buenos Aires Rojo Sangre y el Sitges, en España.

Ellos no pueden gritar (Rodaje)Ellos no pueden gritar (Rodaje)


¿Cómo los ha recibido el público y la crítica de Brasil?

El público de Brasil no pudo ser más efusivo, positivo y alentador. El género no tiene el peso necesario allí, ni se conoce, desarrolla, realiza o valora como en otros países. Es una novedad y más tratándose de la historia verídica que estamos contando y la temática que utilizamos como punto de partida, la cual creímos exacta y viable para un tipo de película de este estilo, como son los filmes canibalescos, mondo o los «exploitation». Todo cerraba a la perfección.
Nos recibieron como a estrellas; no podemos creer el peso que tenemos en aquel país. En 2010, ganamos en un festival local y nuestras producciones se han empezado a hacer masivas. Tanto el público como el gobierno, las empresas multinacionales y los medios de comunicación, están abocados a nuestra película. Un verdadero orgullo.
Por su parte, la crítica nacional y extranjera tiene los ojos y las expectativas puestas en el filme. No pueden creer lo que sucede, las imágenes han impactado de sobremanera a todos, y más al saber que la historia está basada en hechos reales. No es común ver este tipo de filmes que, además, posee el plus de contar una historia de este calibre. Creemos que va a generar una gran controversia. Ya hay dudas sobre el uso de los delfines en el filme; nos hacen preguntas sobre las asociaciones de ecología y demás. Se ha generado un gran debate. Ya sabíamos sobre esto desde un principio, que daría que hablar cada cosa que hiciéramos. Pero la crítica nos ha apoyado y tiene las fichas puestas en la película. Las críticas son positivas.
Ellos no pueden gritar (Rodaje)Ellos no pueden gritar (Rodaje)

A la par de este largometraje, sabemos que están trabajando en otro proyecto. ¿Nos puede contar algo al respecto?

Estamos a poco de comenzar con la preproducción de un cortometraje, que se titulará «Agencia de Modelos» y que estará protagonizado por la modelo y actriz platense Romina Lombardi.
La historia trata sobre un grupo de chicas adolescentes, acompañadas por sus padres, que se presentan a un casting en una agencia de modelos. La ganadora podrá ser parte de una campaña publicitaria. Al retirarse de la agencia, camino a la casa de una amiga, Camila, quien quedó seleccionada luego del casting, es secuestrada en la oscuridad por un ser misterioso. Éste será el culpable de hacer de su vida un infierno, al torturarla y hacer atrocidades con ella, tanto mentales como físicas. Lo que nunca se sabrá a lo largo del relato, es el motivo del secuestro ni quién es el psicópata en cuestión, quien llevará una máscara ocultando su identidad. Habrá que esperar al final del corto para atar los cabos sueltos.
La historia tiene como referentes a filmes como «Alta tensión», de Alexandre Aja, y «Martyrs», de Pascal Laugier. Es un cortometraje con mucha acción, gore y sensualidad, con escenas cargadas de suspenso y erotismo.
Casi el 90% del cortometraje, será rodado en interiores, ya que las escenas más importantes sucederán allí, entre las cuatro paredes en las que se encontrará la secuestrada. Por su parte, los exteriores serán rodados en un bosque. Allí ocurrirán las escenas con más acción.
El elenco estará conformado por actores platenses como Romina Lombardi, Victoria Witemburg, Horacio Martínez, Oscar Molinari, Gustavo Sala Espiell y Javier Liforena. Tenemos como comienzo de rodaje la primer semana de mayo, y calculamos que la producción estará finalizada a fines de junio de 2011. Contaremos con la presencia de un camarógrafo ajeno a la productora, recién llegado a Buenos Aires desde España, con alta trayectoria en el audiovisual, como es Alejandro Alonso, quien ha sido jurado en festivales.
Será un buen trabajo, a la espera de saber que trascendencia toma nuestra película «Ellos no pueden gritar» y si comenzamos con la preproducción de nuestro próximo largometraje.
Ellos no pueden gritar (Rodaje)Ellos no pueden gritar (Rodaje)


Todas las imágenes del Rodaje

Ellos no pueden gritarEllos no pueden gritar

Ellos no pueden gritarEllos no pueden gritar
Ellos no pueden GritarEllos no pueden Gritar
Ellos no pueden GritarEllos no pueden Gritar
Ellos no pueden GritarEllos no pueden Gritar
Ellos no pueden gritar Ellos no pueden gritar

Ellos no pueden gritarEllos no pueden gritar
Ellos no pueden gritarEllos no pueden gritar

Ellos no pueden gritarEllos no pueden gritar
Ellos no pueden gritarEllos no pueden gritar
Ellos no pueden gritarEllos no pueden gritar

Ellos no pueden gritarEllos no pueden gritar
Ellos no pueden gritarEllos no pueden gritarEllos no pueden gritar
Ellos no pueden gritarEllos no pueden gritarEllos no pueden gritar
Ellos no pueden gritarEllos no pueden gritarEllos no pueden Gritar
Ellos no pueden gritarEllos no pueden gritarEllos no pueden gritar

Ellos no pueden gritarEllos no pueden gritar
Ellos no pueden Gritar
Ellos no pueden Gritar
Ellos no pueden GritarEllos no pueden gritar

Ellos no pueden gritar (Rodaje)Ellos no pueden gritar (Rodaje)

Ellos no pueden gritar

Deja un comentario