Crítica. «Atrapados en Chernóbil» (Bradley Parker, 2012)

Un sentido de la originalidad alarmantemente nulo, una fotografía desaprovechada al máximo, un reparto cuya calidad interpretativa resulta más que discutible, una laboriosidad maquilladora que deja mucho que desear, un enfermizo guión carente de interés alguno, una extraña infección que lejos de llamar la atención repele, un ejército completamente errático tanto desde la perspectiva moral como desde la física, una relativamente nueva temática arruinada, un secreto que se descubre tempranamente, una radiación siempre presente pero de escasa convicción, un decorado sumamente minimalista… semejante cúmulo de despropósitos es el que reúne Atrapados en Chernóbil, título de nomenclatura tan significativa como inadecuada. (Leer crítica completa…)

Deja un comentario