Mulberry Street (2006)

argumento

Un grupo de vecinos de un viejo inmueble de Manhattan se enfrenta a una epidemia vírica propagada por ratas.

Mullberry StreetMullberry Street

critica

El desconocido director Jim Mickle, después de años tras las cámaras y realizar el cortometraje Undergods en 2002, (del que no tengo ninguna información) compone con la ayuda de unas ideas acertadas que acuden a un enfoque retro y a la falta de recursos, (que aquí resulta todo un handycap) una película de zombies o infectados que devuelve la esperanza ante tanta película de acción-comedia dentro del subgénero zombie.
Mullberry StreetMullberry Street
Lo que primero atrapa en el film de Mickle, es esa peculiar fotografía tanto de los barrios marginales de un Nueva York decadente, como de los deprimentes personajes y sus historias. Un enfoque que el espectador debe agradecer, ya que nos da la oportunidad, si queremos, de adentrarnos en la trama y vivirla como uno más, ya que la historia está construida desde el lado humano y cotidiano. Una situación que se ve acentuada por el hecho de que la película este rodada en formato digital, añadiendo una mayor credibilidad a las escenas en general.
Mullberry StreetMullberry Street
La calidad de la cinta pasa por la seriedad con la que está enfocada la historia, en la que se prefiere el realismo y las situaciones deprimentes, a la diversión o entretenimiento propiamente dicha, como ocurre con muchas de las recientes producciones dentro del género zombie como «Flight of the dead» que sin poner en duda su calidad, toma un camino diferente, mucho más comercial e ingerible por el público en general.
Mullberry StreetMullberry Street
La segunda parte del film está llena de acción y terror. Se comienza a propagar el extraño virus y a aparecer los primeros infectados, que se muestran salvajes y descontrolados, víctimas de una mutación que los vuelve mitad rata, mitad zombie. A partir de aquí, y con ésta premisa tan ochentera, el film no cae en la trampa, y continua la historia por el mismo camino que había seguido hasta ahora, sin necesidad de entrar en un festín freaky y comercial, lleno de disparates, situaciones cómicas, gore exagerado, saltos imposibles y demás patanadas.
Mullberry StreetMullberry Street
Un trato correcto del gore y momentos de auténtica tensión, sobretodo en el asedio que sufren los vecinos de un edificio, nos llevan hacia un final dramático como no podía ser otro.

El momento: Un par de escenas finales en la azotea, duras imágenes en un paisaje realmente apocalíptico y poco esperanzador.

Mullberry StreetºMullberry Street

Mullberry Street

 

trailer

 

Imagen de previsualización de YouTube

 

 

 

Deja un comentario