The Taint (2010)

 

 

argumento

Cuando la sociedad se transforma en una tierra de sádica violencia y horrible brutalidad, aparecen Phil O’Ginny y su buena amiga Misandra para combatir a ese temible diablo que es The Taint (La Mancha).

critica

La codirección de Dan Nelson y Drew Bolduc (que además es el guionista e interpreta al personaje principal de la cinta) es genuina y aporta frescura al género de terror del cine independiente (que se ha visto tristemente mermado en los últimos tiempos). Se trata de una película salvaje, controvertida y con un contenido sexual importante, ya que las apariciones de miembros viriles son abundantes e incesantes a lo largo del metraje. Pese a este último aspecto, prima el buen diálogo y las inteligentes situaciones provocadas por una peculiar epidemia.

Anclada en el porno-terror más bizarro, The Taint nos cuenta la historia de Phil O’Ginny (Drew Bolduc), quien se dispone a pasar una soleada y romántica tarde con su novia en la montaña. Poco durará la tranquilidad en el lugar, ya que un extraño campesino irrumpirá con una guadaña, asesinando brutalmente a la chica mientras él huir horrorizado (gran momento el que nos regalan los directores en este instante, escapando mientras se enciende un cigarro el bueno de Phil). En estos compases Phil parece ser un chico tímido y reservado, pero tiempo atrás se trataba del ligón de turno, el que se acostaba con todas y cada una de las estudiantes del colegio, cosa que le produjo más de un disgusto (a destacar el embarazo de uno de sus ligues, Sandy (Gabriela Hersberg), con su correspondiente aborto “casero” y produciéndole a Phil un serio trauma que alberga en su interior, teniendo pesadillas habitualmente respecto a este percal).

The TaintThe Taint

Poco tardará en encontrarse con Misandra (Colleen Walsh), una muchacha segura de sí misma y que desde ese momento cuidará de Phil. También aparecerá en pantalla Houdini (Cody Crenshaw), un musculoso joven que junto a su banda (compuesta de personajes curiosos y frikis) se dedica a sembrar el pánico. Instantes antes de que termine con la vida de Phil tras una brutal paliza aparece en escena Ludas (Kenneth Hall), quien a modo de venganza le despelleja la cara (tiempo atrás le hizo lo miso Houdini, y por ese motivo se esconde tras una misteriosa máscara, para tapar su desfigurado rostro). Poco después nos enteramos de lo que realmente sucedió mediante un largo e intenso flashback, en el que se muestran los sucesos que desembocaron en este panorama de caos repleto de hombres con penes gigantescos que no cesan en su afán por destrozar (literalmente) a las mujeres que encuentran a su paso y eyaculando estrepitosamente sobre ellas.

The TaintThe Taint

El quid de la cuestión radica en “La Mancha”, una sustancia que envenena la mente de los hombres, convirtiéndolos en misóginos furiosos, monstruos que no buscan otra cosa que matar mujeres. Ésta fue expandida por aguas comunes por el enmascarado Ludas, que explica en primera persona cómo producto de un experimento (ya que era un gran científico) dieron con esta sustancia (él y su compañero), peligrosa y provocadora de los más impensables horrores, descubierta y empleada para conquistar a su secretaria y mujer de sus sueños Gina (Ariel R.Canton), que poco después sufrirá una muerte impactante. Todo aquel que bebía agua del grifo se convertía en un monstruo de estas características, asesinando instantáneamente a su mujer (varias escenas lo corroboran), y actualmente tan extendida (la epidemia) que se ha convertido prácticamente en toda la población masculina (la femenina es inexistente casi por completo, fruto de la ira de los hombres afectados).

The TaintThe Taint

Todo concluye con la muerte de buena parte del reparto, y una imagen que sirve de crítica a ese estúpido sentido patrio americano: Phil, montado en su monopatín, ejerce de cowboy disparando a los miembros viriles de los infectados, cubierto a modo de capa con una bandera americana. Esta escena sirve de colofón a un slasher en toda regla, que poco tiene que envidiar a grandes producciones.

Las escenas atroces que tenemos oportunidad de presenciar en The Taint alegran la vista a la par que al oído, ya que ambos apartados son magníficos, y de hecho así han sido reconocidos en importantes Festivales de cine independiente, concediendo a este filme el premio de Mejor Película (en el Minneapolis Underground Film Festival 2010), el de mejor banda sonora (en el Syracuse Internacional Horror Film Festival 2010) y el de Mejores Efectos Especiales (en el Dark Carnival Film Festival 2010), entre otros.

The TaintThe Taint

Sin aparente pretensión nos encontramos ante una producción realmente meritoria, que compagina momentos desternillantes con otros dramáticos, siempre con el humor negro por bandera, con unas interpretaciones llevadas a cabo por unos actores adecuados al papel asignado en cada caso, convincentes en todo momento (a pesar de alguna que otra escena nefasta, aunque éstas parecen estar buscadas a propósito para dar un toque ochentero más acentuado) y que logran su cometido: hacer pasar un rato más que entretenido y tener la sensación de una corta duración respecto a la cinta (que aunque apenas llegue a los 70 minutos transcurren fugazmente). Esperemos que este gran trabajo se vea recompensado con nuevos proyectos, y que éstos alcancen la calidad de este primero, una auténtica rareza que desborda erotismo y asegura la carcajada de aquel que la visione.

trailer

Imagen de previsualización de YouTube

Imagen de previsualización de YouTube

Deja un comentario