Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

Guillermo Martinez

Si algo caracterizó a los ’80, fue el inicio de multitud de sagas y la institucionalización de las secuelas como método para estrenar films hechos rápidamente. Los ’80 fueron prolíficos en sagas y secuelas, y hasta se sacaban secuelas de éxitos antiguos como “Psicosis” o “La matanza de Texas”.
En mente tenemos toda la lista de sagas míticas de aquella década: “Viernes 13”, “Pesadilla en Elm Street”, “Halloween”, “Aullidos”, “Chil’s play”, “Sleepaway camp”, “Slumber party massacre”, “Silent night, deadly night”, “Critters”, “Ghoulies”, “Amityville”, “Poltergeist” o “Tiburón” estiraron hasta el límite lo de rentabilizar éxitos de taquilla hasta convertirlos en parodias o simples delirios con 0% de ideas y recursos.

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

Aun así mucha gente se tragaba todas esas secuelas (como yo), por muy infumables o aburridas que fueran. No sé que tenían esas secuelas, pero te enganchaban. Supongo que todos los que somos fans no podemos racionalizar nuestros actos porque estamos fanatizados. ¿O no?. Pero como se dice: “en su simpleza está la belleza”.

 

“VIERNES 13, LA SAGA”

Bueno, “Viernes 13, la slasher movie en estado químicamente puro lista para el éxito comercial. Si bien le antecedían obras maestras del tipo de “Psicosis” o “Halloween” (o algún que otro giallo italiano), tuvo que ser del despreciado Sean S. Cunningham el que pusiera las cartas sobre la mesa y propiciara la moda más imponente de los años ’80 en el cine.
Dicho esto, una vez más reivindicaré “Viernes 13” (el film original) como obra maestra del cine de terror ochentero que no en vano inició la moda y que a tanta gente impactó en su momento (y aun lo hace).
“Viernes 13”, la película, ha sido criticada y apedreada sin piedad. ¿Razones? Las de siempre; que si fue un producto prefabricado, que si los diálogos son idiotas, que los actores nefastos, los sustos fáciles. Ya se sabe, como no te llamas HITCHCOCK no tienes derecho a hacer films de terror buenos.
No importa. Todo el mundo que disfruta con los films de terror debe admitir el valor de “Viernes 13” y rendirle merecido culto y respeto. Si hablamos del film en concreto vemos que con ese inicio con la luna sobre Crystal Lake en 1958 nos adentramos en la leyenda. Una parejita se aleja del grupo para tener sexo y alguien los asesina. 20 años después el campamento que fue cerrado vuelve a reabrirse y renace la pesadilla. Tan simple como eso.

Aquellos Maravillosos Años 80: SagasAquellos Maravillosos Años 80: Sagas

Con los FX de TOM SAVINI, la banda sonora de HARRY MANFREDINI (muy influenciada por “Psicosis” y “Suspiria”, de Argento), y el guión simple y efectivo de VICTOR MILLER nada podía fallar. Como producto y director SEAN S. CUNNINGHAM que hasta ese momento no había hecho nada destacable como director, pero que aquí derrochó ganas y pasión. NO es un artista, desde luego, pero que placer nos regaló. El uso de la cámara subjetiva es una idea que me encanta y hace más fascinante el visionado de este clásico.
Un film lleno de porros, cervezas y sexo no aburre, y menos con escenas tan gráficas y sangrientas. A destacar, la escena del asesinato en las duchas! Y cuando una de las chicas pregunta por la vitamina C en una de las conversaciones, creo que se refiere metafóricamente al semen humano, jaja.
En fin, un último aporte. Lo de la MADRE obsesionada por el hijo es como la historia de “Psicosis” pero al revés. Un curioso detalle que seguro servirá a más de una para seguir diciendo que “Viernes 13” es un plagio de los clásicos del slasher histórico. Igualmente… ¿a quién le importa? A mi no.


“VIERNES 13, 2ª PARTE”

Dirigida por STEVE MINER (viejo colega de CUNNINGHAM pero con el que volvería a colaborar en la mítica “House”) emulando a Cunningham pero con menos ingenio, la secuela de “Viernes 13” fue una decepción sobre todo por haber sido muy censurada. Es decir; que aquí tenemos muy poca sangre, se nota que han recortado mucho las escenas de asesinato. Lo cual resta potencia al film, claro.

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

La banda sonora de Harry Manfredini sigue ahí y el guión de Ron Kurtz es flojísimo. El inicio es un larguísimo flashback donde se nos cuenta otra vez el final del film original. Pero han pasado cinco años y volvemos al lugar de origen. El loco de la bici sigue ahí también advirtiendo a los nuevos incautos que van a ser monitores en un campamento cerca de Crystal Lake. Entre los monitores hay un parapléjico, lo que de alguna manera da una novedad a los personajes. La primera noche de los monitores en el campamento es típica, el jefe les cuenta la leyenda de Jason para darles un susto (como si todo fuera un cuento chino). Menos mal que luego Jason demuestra lo tontos que son.

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

Debido a la censura, los maquillajes de Carl Fullerton (maquillador habitual de Denzel Washington) apenas se ven, demasiado poco gore. De nuevo el film se recrea en una noche de luna llena y hasta llueve.
Hay un desnudo integral en el lago (que mejor) y la escena de la chica echándose perfume en la vagina no tiene desperdicio. Otra escena entrañable es cuando se ven las consolas portátiles de videojuegos de aquellos años, jaja.
Porros, cerveza y sexo… todo es una mezcla de la peli anterior. Lo mejor es la escena de la muerte del paralítico. Y lo gracioso es que en un momento dado Jason tropieza con una máscara pero no se la pone!!!. Claro, Jason es casi un payaso, hasta le dan patadas en las bolas en el film.
En fin, hay un par de datos curiosos y es que el film tiene conexiones con la saga “Psicosis”. Por un lado el altar dedicado a la madre de Jason recuerda al cadaver disecado de “Psicosis” y lo de la chica haciéndose pasar por la madre de Jason sería un truco utilizado un par de años después en la propia “Psicosis 2” (!!!).
Por supuesto hay susto final, faltaría más.



“VIERNES 13, 3ª PARTE” (también conocida como “VIERNES 13 3D”)

Rodada en tres dimensiones pero de nuevo con Steve Miner detrás de las cámaras, una segunda secuela que recupera el gore y la potencia. Es lo que debería haber sido la segunda peli de la saga.
Harry Manfredini añade algo de tecno a su banda sonora, Richard Brooker hace de Jason y el inicio empieza con el final de la peli anterior. No hay muchas más novedades.
Lo mejor es que gracias al 3D se hicieron escenas muy delirantes vistas hoy en día. Como los delirantes créditos iniciales. Tras el prólogo del film vemos a un matrimonio masacrado sin compasión por Jason. Luego vemos que una pandilla de drogadictos adolescentes quiere ir al campo. Aparece un nuevo chiflado que les advierte (el loquito de las anteriores pelis fue asesinado por Jason que estaba podrido de el, jaja) pero los jóvenes siguen su camino a Higgins Haven, otro campamento cercano donde merodea Jason.

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

El guión de Martin Kritosser (que fue script de las dos pelis anteriores y luego ha sido de las de Tarantino) y Carol Watson no es nada del otro mundo pero como ya he comentado, las escenas para el 3D son graciosas como la del yo-yo, la del ojo arrancado o la de los pochoclos… jaja.

Pero Jason ya se convierte en un ser inmortal porque a pesar de que le rompen el cuello o le dan hachazos en la cabeza, el tipo sigue andando masacrando a los demás. Claro que con personajes como el drogadicto que fuma porros hasta cagar, la verdad es que la peli está llena de freaks, sobre todo con ese gordito feo que quiere ser actor, Shelly, que pasa por ser el personaje más profundo de la toda la saga, ya que es el típico patito feo con ganas de que alguna chica se lo coja aunque sea pagando. Precisamente el gordo es el que proporciona a Jason la mítica máscara de hockey que marcará la historia de la saga para siempre.

Aquellos Maravillosos Años 80: SagasAquellos Maravillosos Años 80: Sagas

La delirante y cutre escena del arpón y el ojo ensartado es maravillosa,y Jason por primera vez sale en ella con su máscara. También la brutal escena del asesinato del tonto. Pero lo mejor es Debbie (interpretada por Tracie Savage) leyendo “Fangoria”, donde aparece un artículo sobre Tom Savini. Otra escena gracias a los 3D es cuando Jason aplasta una cabeza con sus manos y sale un ojo disparado hacia la pantalla, jaja.
Pero bueno, la parte final repite esquemas de las anteriores con la única que sobrevive descubriendo los cadáveres que ha ido dejando por ahí Jason. Eso si, el final con el susto copiado del primer film (con la madre de Jason saliendo del agua), deja una gran duda: Si en la anterior peli salía la cabeza cortada de la madre… ¿¿¿¿¿Cómo es que ahora la tiene en su lugar?????

En fin, cosas de las secuelas de medio pelo.

“VIERNES 13, 4ª PARTE”

Dirigida por Joseph Zito (actor en la primera peli y director de films míticos como “Desaparecido en combate” o “Invasión USA”; ambas con Chuck Norris) y con el regreso a los FX del gran Savini, aunque la verdad es que Savini repite esquemas de la primera y ni sorprende, una decepción.
El inicio con flashbacks de todas las pelis anteriores presagia los peores augurios pero los créditos iniciales con la ya mítica máscara de hockey…
Ahora en el reparto nos encontramos con gente como Crispin Glover (el famoso “padre” tonto de Michael J. Fox en “Regreso al futuro”) y Corey Feldman que tan famoso se haría al protagonizar pelis como “Cuenta conmigo” o “Los Goonies” (luego vendrían sus problemas con las grogas, claro).

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

La banda sonora sigue a cargo del incombustible Harry Manfredini y la peli se inicia tras los créditos con el final de la anterior y vemos como una ambulancia se lleva el cadáver de Jason del granero. En el hospital una pareja de enfermeros se manosean junto al cadáver de Jason y resucita, y vuelve a masacrar a todo aquel que se cruza en su camino.
El niño Corey Feldman es un fan de las máscaras y caretas y le gusta construirlas y vive con su madre cerca de Crystal Lake, pero una pandilla de seis jóvenes descerebrados también se pasan por allí para pasar un rato en el lugar (ya se sabe, para cojer y fumar porro, por supuesto, hay tetas y diálogos tontos como este🙂

-“¿Has roto tu relación definitivamente con Betty?”
-“Por desgracia si, y es una lástima porque está muy buena”

Puro Shakespeare, ¿no?.

Entre tanto una gordita hippie muere a manos de Jason pero estos chicos solo están preocupados por cojer con lo que sea. Hay escenas copiadas de “Halloween”, como la de Jason apareciendo con su sombra al verse la luz de un rayo en mitad de la noche y de nuevo tenemos una noche lluviosa donde ocurren los acontecimientos. Interesante lo de que los chicos vean una peli erótica de los años ’20 con un proyector, jaja.

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

Hay cosas delirantes como el chico que grita a la chica: “Escapa, escapa”, mientras Jason lo fríe a machetazos… lo delirante es que luego la chica le da unos cuantos machetazos a Jason pero no se la corta! Tampoco está mal cuando a Jason le estampan un televisor en la cabeza.
Lo curioso es que en este peli también se rompen muchas ventanas (esa manía de Jason de tirar cadáveres al interior de una casa por la ventana cerrada) y se repiten todos los esquemas posibles. Pero al menos el final pega, al ver al niño disfrazado de Jason cuando era niño y darle machetazos hasta “acabar” con él.

El final abierto no tiene desperdicio!

“VIERNES 13, 5ª PARTE. UN NUEVO COMIENZO”

No, a pesar de anunciar el fin de la saga, siguieron rodando. Eso si, esta es de las peores pelis, entre otras cosas porque Jason no sale!
El adolescente de la anterior peli es llevado a un hospital y allí empiezan las muertes de nuevo. Tan mala que ni merece la pena comentarla. Dirigida por un tal Danny Steinmann que no lo conocen ni en su casa, y con guión de Martin Kitrosser que ya intervino en la segunda parte, pero hasta cinco guionistas hicieron falta para terminar el desastroso guión de este film infecto.

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

 

“VIERNES 13, 6ª PARTE: JASON VIVE”

Lo curioso de esta secuela es que a pesar de ser de lo más brutal incluye toques de humor, lo cual no sabés si es bueno o no. Dirigida por Tom McLoughlin y de nuevo con Harry Manfredini en la banda sonora, la cosa promete con el añadido de los FX de Martin Becker.
Una noche de tormenta y luna llena, Tommy y un amigo se dirigen al cementerio a desenterrar a Jason y comprobar que está muerto realmente. Por supuesto, el delirio es tremendo cuando Tommy intenta clavar un hierro en el cadáver putrefacto de Jason (para luego quemarlo con gasolina), y posteriormente cae un rayo sobre el hierro y resucita a nuestro querido psicópata inmortal. Y claro, empiezan los problemas ahora!
Los créditos iniciales incluyen hasta un homenaje a James Bond… en fin, a Crystal Lake le han cambiado el nombre pero no importa, Jason sabe muy bien donde está.
Tommy ha estado en diferentes manicomios así que es un buen candidato a perseguir al psicópata en sus nuevas aventuras y tratar de detenerlo.

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

Entre los personajes nos encontramos con un policía fascista totalmente descontrolado, pero bueno, ahora el campamento de verano está lleno de niños y donde Jason va a poner las botas matando por doquier. Increíble esa escena donde decapita a tres personas a la vez.
Como digo, el film es muy bruto y gore, lo cual se agradece a estas alturas de la saga. Esi si, las ventanas rotas vuelven a aparecer (Jason nunca cambia) y según Tommy, la única manera de acabar con Jason es devolverle a donde se ahogó, o sea, al fondo del lago. ¿Quién carajo le dijo que hay que hacer

eso?

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

Pero ahora Jason no se detiene no aunque le dispares y dudo mucho que se detuviera aunque le pasaras por encima un trailer de 18 ruedas. Hay escenas tan bestias como cuando Jason parte en dos al policia, jaja.

Al final lo atan a un piedra pesada y lo mandan al fondo del lago!

Eso si, no olvidemos la frase de la chica en el momento en que se encuentra con Jason en la película: “He visto suficientes películas de horror para saber que un tipo con máscara nunca es amable”. Cuanta razón que tiene!

 


“VIERNES 13, 7ª PARTE: THE NEW BLOOD”

Dirigida por el experto en FX John Carl Buechler, por desgracia tiene poco gore y menos sexo aun. Pero al menos es de las más delirantes de la saga. Tras un prólogo a base de flashbacks de las anteriores pelis (sobre todo de la sexta) la acción se inicia con una niña que huya de su casa (en pleno Crystal Lake) porque sus padres se están peleando. Se sube una barca en mitad del lago y como tiene poderes mentales acaba matando sin querer a su padre en el lago. Años después la niña ya es una adolescente y vuelve a Crystal Lake con su madre y un psicólogo (ha estado años recluida en un manicomio) para hacer terapia, pero sus poderes telequinéticos harán que por error resucite a Jason que está aun encadenado en el fondo del lago (ver final de la 6ª parte).

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

Música de Harry Manfredini y Fred Mollin, guión de Daryl Haney y Manuel Fidello y Kane Hodder haciendo de Jason (papel que repetiría en las siguientes secuelas).
Dada la escasez de gore solo puedo destacar una escena, la de Jason atravesando el pecho de un incauto con su puño. El resto es una pandilla de jóvenes cojiendo y drogándose (como siempre pasa en esta saga) y a la protagonista descubriendo todos los cadáveres que deja Jason en la parte Final.

Eso si, el delirio es lo mejor del final, con la chica enfrentándose a Jason con sus poderes e incluso resucitando a su propio padre para que acabe de una vez con Jason! Y lo mejor es que Jason sin máscara es lo más feo que podría existir. Véanlo uds. mismos:

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas



“VIERNES 13, 8ª PARTE: JASON TOMA MANHATTAN” (1989)

Sin duda para mi es el film más aburrido de toda la saga.


Ahora Jason resucita (que sorpresa!) y viaja en barco hasta New York matando a todo el que se pone por delante. Nada de gore, imaginación o ideas, y mucho aburrimiento soporífero. Para mí, incluso es peor que la 5ª parte… que ya es decir…

Aquellos Maravillosos Años 80: SagasAquellos Maravillosos Años 80: Sagas



“PESADILLA EN ELM STREET”, LA SAGA

Vamos a darle un repaso a este clásico, que no solo es una de las mejores pelis de terror de todos los tiempos, sino la primera peli de Johnny Depp!

Todos conocemos de sobra la historia, así que tampoco voy a contar demasiado. Quien no haya visto el film, no merece vivir, así de claro.
Vista hoy en día me doy cuenta de lo mucho que le debe este film a la peli de “El Exorcista”. Lo digo por las escenas gore, que son muy potentes sin lo gracioso o ridículo que sería la saga de Freddy Krueger. El primer asesinato que es realmente espectacular y muy impactante, me recordó a ese impacto que daban las escenas más truculentas de “El Exorcista”.

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

Este film de Wes Craven va de terror serio y duro por mucho que esté protagonizado por adolescentes (que esta vez no son estúpidos como de costumbre).
Las escenas con la cámara al hombro son geniales, así como todo el ambiente onírico de algunas secuencias. La oscuridad del film, un Freddy Krueger que da miedo, la mítica escena de la bañera, las imágenes de “Evil dead” en la TV… en fin, una obra maestra de los años ’80.
Tan serio era el primer film de la saga, que en los créditos Freddy aparecía como “Fred” Krueger.

 

 

“PESADILLA EN ELM STREET 2” (1985)

Recuerdo que la primera vez que la vi me decepcionó bastante, quizá porque ya había visto las otras secuelas y esta me pareció muy poco gore y espectacular.
Vista de nuevo tengo que decir que sigue siendo la más floja para mi gusto de toda la saga. Pero es un intento serio de hacer una peli de calidad, salvo por ese final…
Aun así, por supuesto, es una delicia ver una peli de terror tan ochentera como esta (solo hay que ver los posters musicales que aparecen).

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

Entre los detalles a destacar, el cameo de Robert Englund sin su disfraz conduciendo el micro del principio. Casi no se le puede ver, pero si se mira con atención, se verá que él está al volante.
Otro detalle curioso es el de Pam Grier que sale en la TV en alguna peli que no he podido identificar, pero un placer verle las tetas a esa mujer.
Y no quiero olvidarme del personaje de Lisa, la chica del protagonista, interpretado por la pelirroja Kim Myers (curioso apellido, no?).

En definitiva, una peli disfrutable aunque un poco floja, sobre todo en las escenas oníricas que casi ni existen.

“PESADILLA EN ELM STREET 3” (1987)


Dirigida por Chuck Russell (director de la remake de “The blob” y de “La máscara”), escrita entre otros por el propio Wes Craven y Frank Darabont, con banda sonora de Angelo Badalamenti, maquillaje del mítico Kevin Yagher y con Graig Wasson (el protagonista de “Doble cuerpo”, de De Palma) y Laurence Fishburne, casi nada.

Aquellos Maravillosos Años 80: SagasAquellos Maravillosos Años 80: Sagas

Aquí nos volvemos a encontrar con Heather Langenkamp y John Saxon, míticos actores ya de la saga, y encima con una muy joven Patricia Arquette.
La peli tiene un argumento bastante interesante y sin duda, para mí, es la mejor de las muchas secuelas que se hicieron de las aventuras de Freddy.
En la banda sonora encontramos temas heavy, jóvenes con problemas, enfermeras con buenas tetas, las ya clásicas escenas oníricas muy curradas, y FX espléndidos para la época… es más, la escena de los espejos aun hoy conserva toda su fuerza e impacto.
Una peli ochentena, mágica y con calidad, que en cierta manera recupera el nivel tras el fiasco de la segunda parte de la saga.

En fin, un clásico.



“PESADILLA EN EL STREET 4” (1988)

La historia ahora va de los tres sobrevivientes de la anterior secuela que son de nuevo acosados por Freddy. La rubia de Tuesday Knight muere enseguida y la peli pasa a estar protagonizada por Lisa Wilcox.
El film me gusta mucho, las escenas oníricas y gore están interesantes. Freddy se convierte más en un personaje gracioso que terrorífico, como en esa escena donde mata al negro y el chico dice: “Te veré en el infierno” y Freddy responde: “Diles que te envía Freddy”… jaja.
A muchos no les gustó que Freddy se convirtiera en un payaso de feria, pero tiene su gracia. Eso si, ver a Freddy con anteojos de sol en la playa puede ser traumático!.

En los FX contamos de nuevo con Kevin Yagher, el creador del maquillaje original de Freddy, y entre el equipo de técnicos vemos a un Screaming Mad George que se haría famoso con sus films junto a Brian Juzna (como “La novia de Reanimator”).

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

El argumento y el guión no son demasiado fascinantes para mi, ahora Freddy utiliza a Alice (que tiene el don de meter a la gente en sus sueños) para atraer a los que matar y en la historia se mezclan elementos mitológicos como lo del “señor de los sueños”, y me da risa.
Entre los delirios destacamos a Freddy haciendo kung-fu!
Las mejores escenas son las del cine, donde la pantalla se traga a la protagonista, o la de la chica que levanta pesas y le rompe los brazos.

Y un detalle curioso, tras la lápida de Kristen Parker, podemos ver la lápida de Nancy Thompson!

En la banda sonora podemos encontrar temas de Go West, Sinnead O’Connor, Billy Idol, The fat boys, Blondie y hasta de la Vinni Vincent Invasion. Pero lo mejor es que Tuesday Knight canta un tema titulado “Nightmare” escrito a medias por ella.

“PESADILLA EN ELM STREET 5” (1989)

La historia es delirante, las escenas oníricas ya no me causan gracia, Freddy se pasa de boludo. Además repite papel la tonta de Lisa Wilcox, y el aburrimiento me agobia al verla.

Los muy conocidos en el mundo splatter John Skipp y Craig Spector se hicieron cargo del argumento y desde luego, se les fue la mano.
Como curiosidad, el niño que hace de hijo de la protagonista salió tiempo después en una peli de culto como “Mikey”.
En la banda sonora encontramos a Wasp, Samantha Fox y Bruce Dickinson.

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

 

 

 

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

VOLVER AL MENÚ PRINCIPAL

Deja una respuesta