Aquellos Maravillosos Años 80: La Serie B

 

Aquellos Maravillosos Años 80: Sagas

 

Guillermo Martinez

 

SERIE «B» DE LOS AÑOS 80: LA MAGIA DE LA EMPIRE

 

Como ya comenté los factores que hicieron proliferar y dar vida a las productoras independientes. Así, la mítica Empire estrenó éxitos como «Reanimator». Otras productoras como la «Concorde» de Roger Corman tiraban para adelante, y sobre todo la New Line Cinema se asentó con gran éxito gracias a su saga «Pesadilla en Elm Street» y creó su propio imperio hasta que fue vendida.

Aquellos Maravillosos Años 80: Serie B

Pero el caso de la Empire siempre me fascinó y para muchos de los fans es la productora independiente clave de los ’80, y la más entrañable de todas. Fundada en 1984 por los hermanos Band (Charles, Albert y Richard) que incluso se ocupaban de dirigir, escribir y hasta componer las bandas sonoras, rápidamente comenzó su ascenso con «Trancers», (El ático, 1985) y sobre todo «Reanimator» (1985), su gran éxito de taquilla y crítica. Durante los siguientes años se encargaron de ampliar esos éxitos con sagas y repetición de fórmulas, pero siempre con un encanto entrañable y mucha magia en sus producciones. Así estrenaron «Ghoulies» (1986), «Eliminators» (1986), «Ciudad fantasma» (1987), «Ghoulies 2» (1987), «Creepzoides» (1987), «El morador de las tinieblas» (1988)… hasta que en 1989 se declarará en bancarrota por las deudas (lo malo de tener éxito es que creces demasiado y al final una empresa pequeña no puede abarcar tanto) y los hermanos Band crearon una nueva productora que bautizaron «Full moon entertainment», que ya no arriesgó tanto como la Empire y se dedicó a bodrios para todos los públicos, con muy poco gore y menos ideas. Una lástima.

Pero al menos siempre quedarán las maravillosas pelis que hizo la Empire, todo un ejemplo de lo que debería ser siempre la serie B: un cúmulo de ideas frescas realizadas con pasión y encanto

Aquellos Maravillosos Años 80: Serie B


FILMS MÍTICOS DE LA EMPIRE


Ahora
voy a dar un paseo placentero y recrear el recuerdo de las míticas pelis de la entrañable Empire Pictures, la productora de los hnos. Band que tanto placer nos dio con títulos como «Reanimator», «Resonator» o «Terrorvisión».

 

«REANIMATOR» (1985)


Clásico del cine gore (y ochentero) del que se ha dicho ya todo, así que mejor no redundar más en lo obvio. ¿No?
En fin, sigue siendo una peli tan potente y brutal como siempre. Rodada con estilo, basada en un relato de H.P. Lovecraft y con un reparto tan potente y carismático como Jeffrey Combs, Barbara Crampton o David Gale.
Los FX de Screaming Mad George son simplemente geniales (y hablamos de 1985) y muy crudos. Combs está genial, más histérico que nunca, pero es que el personaje lo pedía a gritos. Crampton nos da morbo y sexo, y el aplastante Gale es ya la frutilla del postre, su papel y su presencia solo nos dan lecciones de actitud y talento. La peli sin Gale nunca hubiera sido lo mismo.

Aquellos Maravillosos Años 80: Serie B

Además la peli tiene unas influencias deliciosas, como esa atmósfera que recuerda a los clásicos de terror de la Universal. Todos recordamos la escena sexual entre Crampton y gale, los entrañables créditos iniciales, la banda sonora plagiada de «Psicosis» o ese tremendo final.
Entre los detalles potentes, esa escena entre Gale y el padre de Crampton, o la escena de la cabeza cortada reanimada.

Para la historia quedará esa frase del Dr. West que dice: «Yo le di la vida».

 

 

«TERRORVISION» (1986)


Otra de mis favoritas de la Empire. Recuerdo como un día la encontré a la venta de segunda mano en una libreria de Plaza Italia en la ciudad de La Plata. Por tan solo $4 la tuve original con estuche y todo…
Dirigida por Ted Nicolau en 1986 y con un casting entrañable comandado por la mítica Mary Moronov.

Aquellos Maravillosos Años 80: Serie BAquellos Maravillosos Años 80: Serie B

La historia trata sobre un mutante que se escapa de Plutón y llega hasta nuestro planeta metiéndose en la casa de una «típica» familia americana a través del televisor. Lo mejor de la familia es la chica punk con el novio heavy, jajaja. Pero se les une el abuelo paranoico que guarda todo un arsenal militar en el sótano y el niño que es el que al final tiene que combatir al monstruo mientras posee a toda su familia le locos.

En fin; babas, serie B que sale por un tubo, delirantes escenas como la de la cama matrimonial y mucha magia en este film de culto total para los fanáticos ochenteros.

Aquellos Maravillosos Años 80: Serie B

«RESONATOR» (1986)


Entrañable peli (y distribuida por la Vestron) con Brian Yuzna y Stuart Gordon intentando repetir el éxito de «Reanimator». A nivel comercial, no lo consiguieron, pero la peli es un gran clásico y artísticamente no tiene nada que envidiar a «Reanimator» ni a ningún clásico gore de la época.

Basada en el relato «Desde el más allá» de H.P. Lovecraft, la historia trata de un científico (el Dr. Pretorious) que inventa un aparato para estimular la glándula pineal humana mediante vibraciones y que permite desarrollar un sexto sentido que puede ver cosas de otras dimensiones que conviven con nosotros en el universo, pero algo falla y el científico muere y el principal sospechoso es su ayudante, un físico de la Universidad de Miskatonic interpretado por el carismático Jeffrey Combs. A éste lo meten en un psiquiátrico hasta que una doctora, interpretada por Barbara Crampton, viene a investigar el caso gracias a la policía.

Aquellos Maravillosos Años 80: Serie B

En fin, música de Richard Band, FX del mítico John Buechler, entre otros, y un equipo técnico y artístico que ya vimos en «Reanimator».

Eso si, aquí hay incluso más gore y delirio, por no hablar de los potentes FX, el sexo y las tetas de Crampton.

Jeffrey Combs está mas histérico que nunca y sobreactuado (como siempre), pero eso pega. La escena de Crampton pasándose el cuero por la mejilla y tocándose una teta no tiene desperdicio, así como su pseudopolvo con Combs (donde le toca el amigo con los dedos y luego se los lleva a la boca).
La primera escena gore es brutal (la del Dr. Pretorious metamorfoseándose) y la parte final es una fiesta gore superado después por «Society» o «Brainhead».

Aquellos Maravillosos Años 80: Serie B

Resumiendo, pequeña obra maestra del gore que nadie se puede perder.

Como detalle curioso, señalo que entre el equipo técnico de la peli encontramos nombres tremendamente familiares, como los de Robert Kurtsman y Gregory Nicotero.

Por supuesto, fue rodada en los estudios Empire de Roma (Italia).

«CREEPOZOIDES» (1987)


Dirigida por el mítico David DeCoteau (uno de los reyes de la serie B de los últimos 20 años) en 1987 y protagonizada por la no menos mítica Linnea Quigley, la peli trata de que en el año 1998, seis años después de una guerra nuclear, la Tierra se ha convertido en un mundo de caos y miseria, donde algunos sobrevivientes luchan por su vida y se enfrentan a las lluvias ácidas y a mutantes. Uno de estos grupos entra en una base secreta y descubren un laboratorio y sus experimentos, allí se enfrentarán con un monstruo intimidante.

Aquellos Maravillosos Años 80: Serie B

Por supuesto, la peli es una copia barata de «Alien» y el monstruo es tan divertido como ridículo.
Eso si, la peli ofrece de todo: cabezas cortadas, ratas gigantes, gore, zombies y por supuesto, las tetas de la señorita Quigley, claro.
Atención a la delirante lucha final con el monstruo (un tipo disfrazado) y al final final abierto (que si no me falla la memoria, dio para una secuela)
Recomendada para los fans de Quigley y enfermizos devoradores de pelis gore de tercera caregoría de los ’80.

 

 

«EL MORADOR DE LAS TINIEBLAS» (1987)


Entrañable film de la mítica Empire, dirigido con encanto por John Carl Buechler en 1987 y con una historia curiosa:

Se trata de un dibujante de comics que, inspirado por un libro antiguo y enigmático, descubre un poder para hacer realidad a un monstruo que dibuja. El dibujante, interpretado por el mítico Jeffrey Combs, muere a manos de su obra en un delicioso prólogo, pero 30 años después su casa es convertida en un instituto de arte y allí una joven dibujante encontrará el libro y volverá a resucitar al monstruo que inevitablemente hará de las suyas.

Aquellos Maravillosos Años 80: Serie B

Así que tenemos dosis de gore, FX correctos, algo de tetas y mucho encanto y magia en una producción rodada en Roma (como era costumbre de la Empire) con un final tan potente, como original.
Un film para fans del terror ochentero y exquisitos degustadores de serie B con verdadera magia.
Una pequeña joya…

 

 

«TROLL» (1986)


Entrañable film. «Troll» está dirigida por John Carl Buechler, especialista en FX, que además se encargó del diseño de los monstruitos y del troll que lo protagoniza.


Este clásico de la serie B ochentera está lleno de magia y detalles locos. La historia trata sobre una familia con niños que se muda a una nueva casa y la niña pequeña encuentra a un troll (muy malo, por cierto) en el sótano que se apodera de ella y adopta su forma. A partir de aquí el troll hará de las suyas y empezará la fiesta.
El film tiene poco gore, pero si mucho humor y sobre todo mucha magia, con unos FX potentes y unas escenas inolvidables, como la del tipo que se transforma en un bosque (!!!) o los monstruitos cantando, jajajaja.
También encontramos al mítico actor enano Phil Fondacaro haciendo de troll y de otro personaje, y para sorpresa de cinéfilos nos encontramos a Julia Louis-Dreyfus (la de «Seinfeld») en un papel secundario delicioso y hasta muestra el culo (aunque de lejos).

Aquellos Maravillosos Años 80: Serie B

Como detalle, decir que el padre de familia luce varias veces una gorra del Betis (el equipo andaluz de futbol!), detalle que no entiendo.
Rodada en Italia, como era normal en la productora para ahorrar costos, todo un clásico ochentero que nadie se puede perder.
Por cierto, se hizo una secuela en 1990 y ambas se han editado en un solo DVD.

 

 

«GHOULIES 1 Y 2» (1984/1987)


En realidad «Ghoulies» era la reacción típica al mega-éxito de «Gremlins». En los ’80 se pusieron de moda los monstruitos pequeñitos, enojones y graciosos, y no solo salieron los «Ghoulies», sino también los «Munchies» de Roger Corman y los mejores de todos… los «Critters».
La primera «Ghoulies» es verdaderamente una serie B con escasísimo gore, tópicos por doquier y muy poca imaginación. Con un prólogo satánico que explica el origen de los Ghoulies…
La peli trata de un tipo huérfano que hereda la casa de su familia, que fueron amiguitos de Lúcifer y entonces encierra algunos secretos. El hombre celebra una fiesta, encuentra un libro satánico y hace un ritual despertando a los locos Ghoulies. Aunque al final los bichos salen poco, y no causan mucha gracia.
Es una peli muy ochentera, con fiestas, música de la época, fumadores de porro, monstruitos haciendo boludeces y poco gore, que es lo peor. Ya el delirio total es al final con la escena de la lucha entre los dos satanistas que se dedican a echar rayos por los ojos.

Aquellos Maravillosos Años 80: Serie B

En fin, el diseño de los monstruitos corre a cargo del legendario John Carl Buechler, que también dirigiría pelis para los hermanos Band, además de ser uno de los técnicos de FX favoritos de la Empire.

Sin embargo, «Ghoulies 2» es muy superior. Ahora los Ghoulies son enteramente los protagonistas y pasan gran parte del film haciendo porquerías. El film es mucho más gore que su antecesor y además está ambientado es una feria de un pueblo, que siempre tiene su toque mágico y entrañable.

Ya se sabe, la típica historia de feria que está a punto de desaparecer por culpa de un empresario malvado.
Está rodada en los estudios Empire de Italia (para ahorrar costos) y en su banda sonora cuenta con dos temas de la mítica banda heavy metal de los ’80, «Dokken».
Una peli más disfrutable que la original y con un toque muy especial para los fans. No es nada del otro mundo, pero para amantes de la serie B ochentera más típica, es excelente. Además sale Phil Fondacaro, el mítico actor enano que fue «Ewok» en «El retorno de Jedi» y participó en muchas producciones de la Empire y la Fullmoon de los hermanos Band, además de en la mítica «Hard rock zombies», o la famosa «Willow».

Aquellos Maravillosos Años 80: Serie B

Años después, en 1993, se retomaría la saga rodando «Ghoulies 3 y 4» a cargo de John Carl Buechler y Jim Wynorsky.

 

 

Aquellos Maravillosos Años 80: Directores

 

Sobre Jorge Manrique

Jorge Manrique
@jorgemanrique_

Comentar