KlownsAsesinos.com - Cine de Terror y Fantástico

La última producción de Wes Craven se verá en Sitges 2015

El creador de Freddy Krueger, figura legendaria del cine de terror, ha dejado huérfanos a una legión de fans del género esta madrugada. Wes Craven, director de las emblemáticas sagas de terror Pesadilla en Elm Street y Scream, ha muerto a los 76 años a causa de un cáncer cerebral. El film The Girl in the Photographs, producido por Craven, se podrá ver en Sitges 2015 después de haberse estrenado en el Festival de Toronto.

The Girl in the Photographs, dirigido por Nick Simon, es un slasher ambientado en el mundo de la moda, centrado en la historia de un fotógrafo de famosos y su séquito, que abandonarán el lujo de la gran ciudad para acudir a un pequeño pueblo y empezar a investigar los sangrientos crímenes que está cometiendo un asesino en serie.

Wes Craven nació en 1939 en Cleveland, Ohio, y en 1972 dejó su trabajo de profesor de humanidades para debutar a su carrera cinematográfica con La última casa a la izquierda (1972), una violenta historia de unos jóvenes que son secuestrados por unos psicóticos. Craven logró destacar en la industria para aportar un sello distintivo en el cine de terror a partir de mezclar diversos géneros en sus proyectos, como en Las colinas tienen ojos (1977), una historia con pinceladas de humor que ganó el Premio de la Crítica Internacional del Jurado en el Festival de Sitges 1977 y que fue reversionada en 2006.

También fue uno de los primeros en inspirarse en cómics para sus creaciones, como en La cosa del pantano (1982), basada en la historieta de Len Wein. Fue en 1984 cuando Craven consiguió aterrorizar a las grandes audiencias con el asesino en serie Freddy Krueger, interpretado por Robert Englund, que sería galardonado con el premio la Màquina del Temps en la edición de 2007 del Festival de Sitges.

El director también se movió en otros terrenos, como en el caso de Música del corazón (1999), con la que Meryl Streep consiguió una nominación al Oscar, aunque, sin embargo, no fue una apuesta que consiguiera el éxito del que disfrutó con el lenguaje del terror. El gran reconocimiento volvió en 1996 cuando estrenó Scream con una joven Neve Campbell como protagonista, con un reparto ilustre del cine de los noventa con nombres como David Arquette, Courtney Cox, Rose McGowan o Drew Barrymore, y con unos asesinos perturbados interpretados por Skeet Ulrich y Matthew Lillard, que acababan de empezar sus carreras. El film revitalizó la escena del género y consiguió un gran éxito de taquilla en Estados Unidos, lo que le llevó a convertirse en el primer título de una conocida tetralogía.

Otros títulos que hay que destacar del director son La serpiente y el arco iris (1988), Visiones nocturnas (1990), El sótano del miedo (1992, presentada en Sitges), Un vampiro suelto en Brooklyn (1995) o Vuelo nocturno (2005). Su último film como director fue el cuarto título de la saga Scream (2011) de la que la MTV estrenó la adaptación televisiva con una primera temporada el pasado mes de junio.

Deja una respuesta